El Libro Rojo es una herramienta de referencia diseñada para proveer información útil sobre las provisiones relacionadas de apoyo al empleo de los programas del Seguro por Incapacidad del Seguro Social (SSDI, siglas en inglés) y el programa de Seguridad de Ingreso Suplementario (SSI, siglas en inglés) para los educadores, abogados (representantes), profesionales en rehabilitación y consejeros que sirven a personas incapacitadas.

¿Qué cambios hay para el 2016?

Aumentamos la cantidad del límite mensual de ingresos conocida como Trabajo sustancial y lucrativo (SGA, por sus siglas en inglés) para las personas incapacitadas, pero no ciegas, de $1,090 a $1,130 en el 2016.

Para las personas ciegas, la cantidad de SGA no cambió en el 2016, sino que sigue siendo la misma que en el 2015: $1,820.

La cantidad de ganancias que usamos para determinar si las mismas cuentan como parte del Periodo probatorio de trabajo será de $810 mensuales en el 2016.

La cantidad mensual que aporta el gobierno federal (FBR, por sus siglas en inglés) al beneficio mensual de la Seguridad de Ingreso Suplementario (SSI, por sus siglas en inglés) en el 2016, será $733 mensuales para personas solteras y $1,100 mensuales para parejas casadas. Estas cantidades son las mismas que el gobierno federal aportaba en el 2015.

En el 2016, si usted es un estudiante, la cantidad límite de ganancias para tener derecho a recibir los beneficios de SSI sigue siendo la misma que en el año 2015. La cantidad límite de ingresos mensuales en el 2016 es $1,780, y la cantidad límite anual es is $7,180.

La cantidad básica de la prima mensual de la Parte de Medicare, seguro de hospital es $411 y la cantidad de la prima mensual reducida por un 45 por ciento es $226. La cantidad básica de la prima mensual de la Parte B de Medicare, seguro médico, es $104.90, que es la misma cantidad que en el año 2015.

El propósito del Libro Rojo

Una de las mayores prioridades de la Administración del Seguro Social es apoyar los esfuerzos de los beneficiarios incapacitados que desean trabajar, mediante el desarrollo de programas y servicios que les permitan alcanzar sus metas de empleo. Los programas del Seguro por Incapacidad del Seguro Social (SSDI, siglas en inglés) y el programa de Seguridad de Ingreso Suplementario (SSI, siglas en inglés) incluyen una serie de provisiones de apoyo al empleo que comúnmente se conocen como incentivos para el empleo.

El Libro Rojo es una herramienta de referencia diseñada para proveer información útil sobre estas provisiones. El Libro Rojo está escrito principalmente para educadores, abogados (representantes), profesionales en rehabilitación y consejeros que sirven a personas incapacitadas. También esperamos que los solicitantes y beneficiarios usen este libro como una guía de ayuda personal.

EL Libro Rojo contiene una descripción general de nuestra política relacionada con la incapacidad. Para obtener información específica a su situación sobre su derecho o beneficios, debe comunicarse con nosotros. Encontrará información sobre cómo contactarnos en la sección títulada, Cómo comunicarse con el Seguro Social.

Propósito del Apoyo de empleo

El Congreso creó las disposiciones de apoyo de empleo con la intención de ayudarle a usted a liberarse de la dependencia de beneficios. El programa de apoyo de empleo le ayuda a entrar, regresar, o a mantenerse en la fuerza laboral protegiendo su derecho a pagos en efectivo y/o servicios médicos hasta que logre esa meta.

Se aplican reglas diferentes a los beneficios por jubilación o edad. Hallará esas reglas en otras publicaciones. La mayoría de las publicaciones de la Administración del Seguro Social y otros materiales públicos informativos están disponibles en nuestro sitio de Internet, www.segurosocial.gov.

«Lenguaje sencillo»

Tratamos de mantener el Libro Rojo claro y conciso. Usamos las guías de «Lenguaje sencillo». Generalmente usamos «nosotros» y «nuestro» cuando nos referimos colectivamente a la Administración del Seguro Social, la Ley del Seguro Social, nuestras regulaciones e instrucciones operacionales. Usamos el término «usted» o «su» cuando nos referimos a la persona que está solicitando beneficios por incapacidad.