Es rápido...

Es fácil recibir sus beneficios por depósito directo. Puede inscribirse en su banco, institución de crédito y ahorros, o cooperativas de crédito, o puede llamar al Seguro Social. Entonces, simplemente despreocúpese. Su beneficio automáticamente será depositado cada mes directamente a su cuenta bancaria. ¡Y usted tendrá más tiempo para disfrutar de otras cosas!